Aplicaciones y uso de drones en logística. Legislación, ventajas y desventajas

2017-10-18 Noticias

En vísperas de Navidad de 2016, un cliente de Amazon del Reino Unido recibió el primer envío comercial mediante un dron. El paquete, de no más de 2,2 kilos de peso, fue entregado en un domicilio en medio del campo inglés tras detenerse en una plataforma de aterrizaje que indica al dron el sitio exacto donde debe aterrizar. Y todo ello, sólo 13 minutos después de hacer clic en en el sitio web de la plataforma de ecommerce.

Desde ese día que un UAV (vehículo aéreo no tripulado, en sus siglas en inglés) llegó con un paquete a una zona rural de Cambridge el sector de la distribución logística cambió. Al menos, la distribución logística como la habíamos entendido hasta el momento. Tal es así que se apunta al uso de drones para logística como la solución para el reto de la última milla y en este sentido, al e-commerce como el principal ámbito de aplicación del mercado logístico.

drones-logistica-distribucion-logistock-barcelona-2017-2018.png#asset:345


A priori, son indudables las ventajas que puede aportar el uso de drones para el sector logístico y su distribución (rapidez, accesibilidad…). No obstante, hasta el establecimiento de un sistema de entrega de mercancías con drones hay que resolver algunos elementos fundamentales para su implementación. Por ejemplo, la regulación del espacio aéreo destinado a estos dispositivos, en todas aquellas acciones de tipo comercial y civil. Una vez más, los avances tecnológicos van unos más pasos más adelante que la legislación.

Actualmente y desde el pasado mes de julio, el uso (y los vuelos) de drones están regulados por una ley, de carácter temporal, aprobada por el Consejo de Ministros, y que sustituye la Ley 15/2014, de 15 de octubre, en sus artículos 50 y 51 (única legislación hasta la fecha que regulaba el uso de estos dispositivos aéreos). Por lo que respecta a la Unión Europea, parece ser que también ha decidido establecer una legislación común y estandarizar los elementos fundamentales del uso de drones. Se trata del proyecto Uspace, que entrará en vigor en 2019, y cuyo objetivo es el establecimiento de un espacio comunitario de control del tráfico aéreo automatizado.

Ventajas del uso de drones en logística

  • Descongestión del tráfico terrestre. Los drones vuelan a una altura máxima de 120 metros del suelo. Así, se disminuiría el tráfico por carretera, con la consiguiente disminución de la contaminación. No olvidemos que los drones funcionan mediante electricidad.

  • Acceso a cualquier zona. Al no desplazarse por vía terrestre y no sobrepasar los 120 metros de altura de vuelo, pueden acceder a zonas de difícil acceso para los vehículos tradicionales de la distribución logística.

  • Reducción de los tiempos de entrega y disminución de costes. La entrega de un pedido mediante el uso de drones se estima en 30 minutos (siempre que el cliente resida o se encuentre en una zona próxima a los almacenes de la empresa emisora). Si a esta posibilidad, añadimos que no será necesario contar con capital humano para su manejo (únicamente para la programación de ruta), es evidente el ahorro de costes con su uso.

Inconvenientes del uso de drones en logística

  • Congestión del tráfico aéreo. La contrapartida a la descongestión de las vías terrestres. Si tenemos en cuenta, por ejemplo, que cerca del 70% de entregas procedentes del comercio electrónico no superan los 2,2 kilos (la cantidad máxima permitida para su transporte en un dron), podríamos encontrarnos el espacio aéreo saturado de objetos voladores con paquetes. En este sentido, también debe establecerse las rutas de circulación para sus itinerarios.

  • Entrega en caso de ausencia. Los drones son unos dispositivos electrónicos, unas máquinas, y no un mensajero que puede pasar en otro momento de su ruta de reparto o dejar el paquete en casa del vecino. Sería necesario implementar una estrategia o solución en caso de que el cliente no se encuentre en el lugar de entrega pactado.

  • Gran inversión. Uno de los mayores hándicaps de toda nueva tecnología es la inversión económica que supone para las empresas su implementación.

A pesar de sus puntos débiles y sus lagunas legislativas, son muchas las fuentes que apuntan en el plazo de 10 años, la entrega de mercancía a través de drones será la tendencia dominante para la distribución del sector e-commerce. No obstante, otras voces del sector logístico apuestan porque el uso de drones para logística se extenderá como un transporte alternativo, con valor añadido, para quienes deseen inmediatez en la entrega, sin llegar a sustituir los medios de transporte tradicionales. El tiempo nos dirá si viene o no a través de un dron.

Hasta entonces, en Logistock garantizamos la entrega de sus mercancías en 24 horas. Contacte con nosotros y compruébelo.